Archivo de etiquetas| Pep guardiola

RENUNCIA EL DOCTOR DEL BAYER MUNICH

SACUDIDA EN EL BAYERN

Se difundió la noticia de que el doctor Hans Wilhem Muller-Wolfarht había renunciado a su puesto como médico del club de futbol alemán, el Bayern Munich, el más poderoso y rico de la liga alemana, tras una permanencia en el puesto de 38 años.

A Muller-Wolfarht le dicen el doctor milagro por las intervenciones que ha tenido con deportistas de diversas ramas, en las que ha logrado éxito, aunque el pronóstico fuera muy pesimista o adverso. Un ejemplo de ello es Usain Bolt quien, en su libro autobiográfico, agradece al médico el haberle facilitado ser el hombre más rápido de la historia pese a una escoliosis de columna que podría haberlo limitado.

Otro ejemplo es su intervención en el tratamiento del golfista vasco José María Olazábal quien tenía un diagnóstico de una enfermedad crónica y progresiva, y que logró ganar su segundo Master. El médico dijo que, entre otras cosas, el jugador salió adelante por su voluntad de sanar y la fe en el tratamiento, así como el haber podido aligerar un pinzamiento vertebral con inyecciones de aleta de tiburón.

Cuando Mulller-Wolffarht llegó al Bayer en 1977, tenía 37 años y empezó a tratar a jugadores poco más jóvenes que él, como Beckenbauer, Muller, Hoennes, quienes más tarde llegarían a ser dirigentes máximos del club. Curaba lesiones que parecían incurables con métodos que sus colegas ponían en duda, como micro-inyecciones de ácido hialurónico o de Actovegin (extracto de plasma de ternera) directamente en los músculos dañados, al mismo tiempo que, con una gran capacidad psicológica, facilitaba la sanación de la mente del jugador lesionado y que prevaleciera el optimismo en su ánimo.

Detrás de esta dimisión están los rumores de una fuerte desavenencia con el Pep Guardiola, actual entrenador del Bayer.

Entre otras cosas, Guardiola no estaba de acuerdo que atendiera a los jugadores en su consultorio particular, sino que pedía que los asistiera en las instalaciones del club.

También parece que no confiaba del todo en sus tratamientos, porque cuando se lesionó Thiago Alcántara en el verano del 2014, lo envió a Barcelona para que se recuperara de una lesión en la rodilla que lo mantuvo varios meses fuera de la cancha, lo cual fue tomado por el equipo médico como una falta de respeto, ya que ellos no estaban de acuerdo con el tratamiento de cortisona que iban a administrarle. Pocos meses después de su regreso de Barcelona, Thiago volvió a lesionarse y Guardiola reconoció que la terapia había sido un gran error.

Ante esta situación, yo tiemblo por Guardiola, un extranjero que genera que un alemán reconocido y amado por los jugadores (no sólo de futbol, sino de muchas otras categorías), renuncie súbitamente a una carrera exitosa de 38 años de relaciones positivas y exitosas en un equipo alemán. Veremos cuál es el desenlace de esta crisis.

Consultar:
http://www.espn.com.mx/…/el-medico-del-bayern-munich-renuncio-a-su-cargo

http://www.record.com.mx/…/medico-del-bayern-munich-renuncia

http://www.ovaciondeportes.com/futbol/futbol

http://www.futbolsapiens.com

http://www.deportes.televisa.com/futbol-internacional/2015

http://www.dailymail.co.uk/…/Bayern-Munich-doctor

http://www.olazabaldesign.com

http://www.telegraph.co.uk › Sport › Football (Usain Bolt will continue to visit former Bayern Munich doctor … Hans-Wilhelm Muller. Wohlfahrt had been Bayern’s club doctor for 38 years)

http://www.theguardian.com › Soccer › Pep Guardiola

http://www.prosoccertalk.nbcsports.com/…/bayern-munich-team.

http://www.zeenews.india.com › Sports News › Football

http://www.mirror.co.uk › … › Football › Bayern Munich

http://www.edition.cnn.com/…/hans-wilhelm-muller-wohlfahrt

http://www.elpais.com

LIDERAZGO

Con una foto vertical apareció ayer Josep Guardiola en la portada del periódico El País. Se le veía de espaldas, subiendo una escalera que tenía muchos peldaños por delante, con la cabeza ligeramente volteada hacía la izquierda, como para ver a alguien que le había hablado. El mensaje subliminal es obvio.

Al Pep Guardiola, como le llaman por lo general, lo consideran un ejemplo de la MarcaEspaña que puede compensar la imagen adversa que ha generado la situación económica española, e inclusive, ser capaz de abrir nuevos horizontes para salir delante de la crisis.

Soy aficionada al futbol, y de los equipos españoles, mi favorito es el Barcelona desde hace mucho tiempo, por lo que he seguido de cerca los juegos, eventualidades y triunfos de este equipo.

El liderazgo de Guardiola fue una pieza clave para el Barca. Con él ganaron 14 títulos en 19 años, e hicieron el triplete: Copa, Liga y Champions. Sus técnicas motivacionales incluyen todos los recursos psicológicos más actualizados. Es un hombre que está al día y, tal vez, con un pie en el futuro en todos sentidos.

Cuando dejó al Barca, lo buscaron muchos equipos internacionales que le ofrecieron cuantiosas sumas de dinero para que se fuera con ellos. Con toda discreción, declaró que estaba cansado, que quería tener un período de descompresión, y que más adelante vería qué convenía hacer.

Se fue a vivir a Nueva York y tomó un año sabático. ¿Se dedicó a la fiaca?,  ¿al dulce placer de fare niente? ¿a hacer turismo intrascendente? Nooooooo. Se dedicó a prepararse para el futuro, entre otras cosa, estudió alemán cuatro horas diarias durante seis meses. ¿Intuía o sabía hacía donde se dirigía?

Esa preparación le permitió llegar y triunfar en su presentación como nuevo entrenador del Bayern Munich, actual campeón de la liga europea, considerado por muchos, el mejor equipo de futbol actual. 

Había expectación, excepticismo,el deseo inconsciente de algunos alemanes reacios a que un extranjero dirija su equipo campeón, de que se equivocara o cayera mal, y había también  quienes consideran que un líder como él, que se toma su tiempo para pensar las cosas, que no traiciona al equipo en el que está trabajando, mientras por debajo del agua ya tiene “apalabrado” su contrato con otro, tiene la capacidad de vencer retos.

Lo logró. Ante cerca de 270 periodistas, directivos del equipo e invitados, llegó, habló y venció.  ¿Por qué?  Porque lo hizo en un impecable alemán, el idioma del equipo y del país en el que va a trabajar, además de pedir disculpas por no hablarlo perfecto. Porque contestó preguntas con fluidez en cinco idiomas: alemán, inglés, italiano, castellano y catalán. Porque estaba impecablemente vestido, con un traje sobrio y corbata. Por su humildad y sencillez, al decir que era él quien se iba a adaptar a los jugadores, y reconocer que era un equipo triunfador que le estaba dando una oportunidad muy valiosa y que era una bendición que le permitieran trabajar con ellos. Por su carisma, su sonrisa, su falta de afectación y exhibicionismo (no puedo dejar de compararlo con otro entrenador recién contratado por una cantidad millonaria que adolece de estas cualidades).

Considero que podemos aprender mucho de Pep Guardiola. Le deseo una larga y exitosa trayectoria, con una familia integrada, para que siga siendo referente para muchos jóvenes (y algunos viejos), de cómo prepararse para triunfar.