Abril 22 del 2014

Renovación 113

El futuro lo construimos hoy, en el presente, y es conveniente haber asimilado todas las experiencias del pasado y haberlas convertido en aprendizaje para poder tomar medidas específicas sobre lo que estamos trabajando para el día de mañana, y cómo vamos a lograrlo.

Acarrear círculos emocionales sin cerrar y recuerdos negativos traumáticos, no sólo afecta nuestro presente, también afecta la forma en que caminamos hacia el futuro.

Es nuestra responsabilidad decidir qué hacemos hoy, y qué vamos a hacer más adelante.

No podemos cambiar el pasado en el que pudieron haber sucedido cosas desagradables, dolorosas, obstáculos innumerables que vencer. Podemos cambiar la forma en que vemos ese pasado, para aprender la lección implícita en esos acontecimientos adversos, y seguir adelante enriquecidos con nuestras experiencias.

Tampoco podemos saber si vendrán tormentas en el futuro, lo que sí podemos es mantenernos fortalecidos, vigentes, ágiles, experimentados, optimistas, para enfrentarlas.

“Vamos a prepararnos para un mañana mejor en todos los sentidos”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s